LA REBELIÓN DE LAS MOSQUITAS MUERTAS

Por Begoña Cabaleiro, responsable de comunicación del Grupo Emaús Fundación Social

 

Siempre minusvaloradas apriorísticamente, las mosquitas muertas son sin embargo,  un clásico de garantía de buen resultado, y solo por el número de veces en las que responden dando un paso al frente…deberían empoderarse y rebelarse. El estereotipo habla de mosquita muerta como esa chica apocada, tímida, insegura, distraída, desgarbada y torpecilla que es fundamentalmente sosa. Si. Las mosquitas muertas son esas que  no llegan dando voces, ni pisando fuerte, ni monopolizan la atención, ni atrapan el haz de luces “hacia su persona” como dice la folclórica. Son curiosamente siempre mujeres (no se usa lo de mosquito muerto, al menos con el mismo sentido) Mujeres que no son promesas de nada, mates, sin brillo, de las que apenas nada se espera, las sin expectativas, sencillamente normales. Pero …  las que al final, siempre por “hache o por bé” acaban de abrirse como un huevo con sorpresa, y son  las capaces de dar respuesta  de estar ahí dando “el callo”, dando la cara con su con su voluntad, esfuerzo, cotidianeidad…Son las que de verdad, cambian el mundo.

Emaús saretuz

En fin, que cuando conocí, el primer día, a Thais, todo fue bastante corriente, bastante plano. Tenía todos los ingredientes de pertenecer a esa especie humana de artrópodos o más bien de artrópodas ya mencionadas.  Pero en el segundo encuentro, como entomóloga experimentada (sobre todo en una misma) busqué y encontré una  Thais que lució en todo su esplendor.  Emaús trabaja en diversos proyectos con ella, y entre otros, venía a Donosti a participar en las III Jornadas de consumo responsable de SERETUZ, la red donostiarra que nace con el impulso de Emaús y Mugarik Gabe.

En cuanto habla de su trabajo, la cara de Thais, su mirada, su actitud…se transforman se llena de una fuerza inusitada. Ella viene de Sao Paulo, de la Universidad pública.  Se apellida Mascarenhas, tiene 34 años y trabaja en NESOL-UPS- NÚCLEO DE ECONOMÍA SOLIDARIA DE LA UNIVERSIDADE DA  SAO PAULO. Como sigo sin entender demasiado bien en qué consiste su trabajo, le insisto y  me lo explica:

-Normalmente las universidades se dedican a la enseñanza, muchas también a la investigación, la nuestra, nuestra universidad pivota también  sobre un tercer eje : LA EXTENSIÓN UNIVERSITARIA

Y eso ¿qué es? ¿en qué consiste?

-Se trata extender, de llevar los conocimientos de la universidad hacia fuera, hacia  la sociedad, a personas que realmente necesiten conocimientos porque no pueden acceder a ellos. Pero no son conocimientos abstractos y teóricos. Permiten crear proyectos, emprenderlos,…Nosotr@s lo que hacemos es el acompañamiento durante todo el tiempo.

Pero no pienses que vamos como si fuéramos a colonizar con toda nuestra formación. Se trata más bien de un intercambio. Nosotr@s llevamos nuestros conocimientos. Ell@s aportan los suyos. Consideramos condición sine qua nom que el proyecto sea autogestionado por quienes lo impulsan.  Son proyectos colectivos, basados en la economía solidaria.

En el trabajo del día a día, además de aportar cuestiones teóricas trabajamos aspectos tales como organizar acuerdos, medir discusiones,… Es curioso, pero no sabemos muy bien dónde están ciudades grandes , pero por allí tod@s conocemos perfectamente (sonríe ampliamente)  Arrasate y todo el legado y experiencia del trabajo cooperativo.

Emaús Saretuz

Una trabajo bastante ambicioso el que realizáis…pero me temo que también un poco frustrante al mismo tiempo ¿no?

–          La verdad es que también hacemos algo de investigación de empresas recuperadas por los trabajadores. La verdad es que muchas salen adelante.  Muchas veces cuando los trabajadores se hacen cargo de las empresas suelen ser muy creativos, pero son procesos en los que se experimenta un importante cambio de rol, un empoderamiento de las personas, …También apoyamos estos procesos, lo hacemos a través de la educación popular. Buscamos un cambio de cultura, una evolución en la forma de pensar encaminada a pensar en colectivo. Lo cierto es que son procesos largos, muy muy largos…es preciso ser corredor@s de fondo.

Como por si fuera poco esto, también colaboras en una ONG, en el Instituto KAIRÓS . ¿A qué se dedica esta entidad?

–          ¿Sabes que significa KAIRÓS? La palabra procede del griego. Hace referencia al tiempo. Pero es un tiempo diferente, casi contrario a CRONOS, el tiempo objetivo. KAIROS es el tiempo del corazón, de los sentimientos.

El Instituo Kairós trabaja el consumo responsable.  Reúne experiencias  de soberanía alimentaria, unas veinte y trata de impulsar relaciones entre productores y grupos de consumo. Los grupos de consumo se parecen mucho a los que he conocido aquí a través de la red SARETUZ .  Se organizan charlas, talleres,  …

Estos días has tenido oportunidad de conocer un poco mejor las experiencias de Emaús los EkoCenter, …  ¿en qué nos parecemos y en qué nos diferenciamos?

–          La verdad es que el punto de partida conceptual de economía solidaria es diferente. Para nosotr@s las experiencias de economía solidaria no se conciben si no son autogestionadas. Aquí la ley es diferente y las experiencias también resultan en ese sentido diferentes.  Por otra parte, en  las personas se aprecia que disfrutan de una red de salud, de ayudas, de apoyos…que allí no tenemos.  En ese sentido se las ve más protegidas, en mejores condiciones.

En cuanto a los grupos de consumo, y aunque en funcionamiento y esencia se parecen, son diferentes en el tipo de productos. Los que he conocido aquí se dedican únicamente a verduras y hortalizas. Allí son productos más variados: calzado, cosmética, ropa, productos de limpieza del hogar,….

Emaús Saretuz

Le agradezco un montón todas sus explicaciones, el aprendizaje que me ha supuesto, y ya su sonrisa y su luz  no se apagan. La verdad es que desde su aparente fragilidad…tiene una tesón, una fuerza como si naciera de una convicción profunda que no le hacer cejar en el empeño de cambiar cultura, pensamiento…de cambiar el mundo.  También su lucha, como la de Emaús TIENE SENTIDO.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *